Sebastián Durón

Paulino CAPDEPÓN VERDÚ
y Juan José PASTOR (eds.)

→ Sebastián Durón (1660-1716) y la música de su época
Vigo, Editorial Academia del Hispanismo, 2013, 356 pp.
ISBN 978-84-15175-53-7

 

José María GARCÍA LABORDA
Universidad de Salamanca

El músico barroco español Sebastián Durón,
desde una perspectiva interdisciplinar y compleja

Los estudios musicológicos de nuestro país pueden dar la bienvenida al nuevo trabajo publicado dentro de la Biblioteca de Investigación y Patrimonio Musical editada por Editorial Academia del Hispanismo y que lleva por título Sebastián Durón (1660-1716) y la música de su época. Este volumen, coordinado por los profesores de la Universidad de Castilla-La Mancha Paulino Capdepón Verdú y Juan José Pastor Comín, recoge las contribuciones de dieciséis especialistas de auténtico relieve internacional que no sólo examinan, según veremos, aspectos específicos de la vida y obra de este excepcional compositor del barroco español, sino que analiza con detalle los contextos musicales formativos, catedralicios, dramáticos y demás aspectos de relevancia social –impresores, correspondencia, etc.– de la época convulsa en el ámbito político y estético de finales del XVII en la que se desenvolvió su vida.

Considerado el compromiso de los coordinadores de esta monografía con la recuperación del patrimonio musical de Castilla-La Mancha, la celebración en el año 2010 de los 350 años del nacimiento de Sebastián Durón, oriundo de Brihuega, les impulsó a reunir una serie de estudios que pudieran ofrecer una nueva semblanza y una perspectiva plural, contextualizada y compleja de uno de los músicos más sobresalientes de la región.

:

Contenido de la obra

Articulado en dos partes –Sebastián Durón (1660-1716) y La España musical de Sebastián Durón–, el libro se inaugura con el estudio de Antonio Martín Moreno, Catedrático de la Universidad de Granada, estudioso responsable de ubicar al Durón organista y maestro de la Real Capilla de Madrid en el lugar que le corresponde dentro del panteón barroco español e internacional, al ser él precisamente quien mejor nos ha desvelado las cualidades del compositor dramático a través de las distintas ediciones de sus óperas y zarzuelas por él realizadas en los últimos años. Recorre así en su trabajo los años de formación y primeros puestos del músico briocense en Zaragoza, Sevilla, Burgo de Osma y Palencia, antes de profundizar en sus obligaciones dentro de la Capilla Real de Carlos II y Felipe V y su vocación musical para la escena. A través de un recorrido minucioso por la identificación de tres estilos musicales distintos en los que el elemento italiano va paulatinamente sedimentándose, su trabajo concluye con el análisis de las obras El imposible mayor en Amor le vence Amor, Veneno es de Amor la envidia Las nuevas armas de Amor, escritas entre 1710 y 1711.

Junto a este excepcional trabajo inaugural encontramos el estudio de Louis Jambou (Sorbonne, Paris IV), centrado en las obras para órgano de Durón y en la organería de su tiempo, analizando con detalle aspectos estilísticos tales como las progresiones secuenciales armónicas y su lugar en el desarrollo de la nueva “música moderna”; de Gordon Hart sobre Las Nuevas armas de Amor –con un análisis de las fuentes, representaciones, estructura, personajes y lenguaje; o el estudio de Juan José Pastor (UCLM) sobre La Guerra de las Gigantes, analizando de una forma novedosa y extraordinariamente sagaz las dimensiones políticas de una temática ampliamente difundida en los contextos iconográficos, poéticos, así como en la tratadística de filosofía política, cuyos ejemplos adecuadamente presentados confirman sin duda su interpretación. Un magnífico complemento a esta lectura política es el análisis musical que de ésta y otras obras realiza Virginia Acuña (Universidad de Toronto). Esta primera sección concluye con las relaciones finales que Durón mantuvo con el entorno musical de Mariana de Neoburgo, desbrozadas en detalle por Stephanie Klauk (Universidad de Saarland).

Tras esta primera sección asistimos a un interesantísimo recorrido por la España musical de finales del XVII, extraordinariamente retratada por el trabajo del Catedrático de la Universidad de Santiago, Carlos Villanueva, sobre las fiestas reales durante el magisterio de un estricto coetáneo de Durón, José de Vaquedano (1642-1711), y que permite comprender bien las dinámicas bélicas y propagandísticas en las que participaba el hecho musical vinculado a la celebración de Santiago Matamoros. Sucede a este trabajo el magnífico estudio de uno de los coordinadores de esta obra, el profesor Paulino Capdepón (UCLM), quien analiza el régimen de acceso al magisterio de capilla durante el siglo XVII, detallando, en un modélico trabajo en cuanto a la metodología empleada y la erudición de sus datos, los contenidos en diferentes plazas de las pruebas, obligaciones y funciones del cargo –tanto docentes como compositivas–, licencias, ensayos, condiciones económicas, etc., llegando a describir singulares fuentes de conflictos que nos dan una visión próxima y viva de la vida musical del XVII. En este sentido, los trabajos de Victoriano José Pérez (Universidad de Granada) sobre las plazas de organistas, y el de Javier Cruz (Universidad de Salamanca) sobre Fernando de Herrera, organista en la Universidad y Catedral de Salamanca, ofrecen una perspectiva complementaria al estudio anterior. Junto a estas contribuciones destacaremos la del profesor de la UCLM José Luis de La Fuente, sobre la figura de Alonso Xuárez, maestro de Durón y organista en la Catedral de Cuenca (1664-1675), cuyo capítulo representa una gran novedad al ofrecer por primera vez datos inéditos de extraordinario interés, gracias a los cuales puede comprenderse mejor la formación inicial de Durón. Cierran la obra unas temáticas que inciden sobre el canto llano en el siglo XVII, estudiado por Santiago Ruiz Torres (Universidad Complutense); la importancia del análisis de la correspondencia de los compositores como fuente musicológica válida y relevante, estudiada por Matilde Olarte (Universidad de Salamanca); la significación de las fuentes narrativas como informantes musicológicos, estudiada por María de la Trinidad Ibarz (Conservatorio Profesional de Música de Zaragoza); la realidad dramático-musical en el Madrid de Durón, estudiada por María Asunción Flórez, o la importancia de las marcas de agua como herramienta de datación, analizada por Judith Helvia García (Universidad de Salamanca).

Recibimos, pues, con enorme satisfacción este segundo volumen de la Biblioteca de Investigación y Patrimonio Musical, proyecto de indudable calidad a tenor de sus frutos,  impulsado desde el CIDoM (Centro de Investigación y Documentación Musical) que los profesores Capdepón y Pastor coordinan en la Universidad de Castilla-La Mancha. Volumen, no lo olvidemos, dedicado al admirado compañero y amigo Antonio Martín Moreno, Catedrático, como decíamos, de Musicología de la Universidad de Granada, y uno de los pilares fundamentales de las Ciencias de la Música en España;  tabula gratulatoria a la que desde aquí nos sumamos y que no constituye sino el justo y merecido reconocimiento a toda una vida dedicada al estudio de nuestro patrimonio musical.

:

*     *     *

Scroll hacia arriba

Política de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para realizar el análisis de la navegación de los usuarios y mejorar nuestros servicios. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso. Puede obtener más información, o bien conocer cómo cambiar la configuración, pulsando en más información

ACEPTAR
Aviso de cookies